Libres e iguales

Lo de Ciudadanos no lo entiendo. Su posición: no termino de ubicarles. Han hecho una reunión, alguna actualización importante, y han decidido que son definitivamente liberales. Pero Albert Rivera sigue repitiendo el patrón: “Somos liberales porque creemos en la igualdad”. Y Andrés Trapiello, cuando habla de Ciudadanos, trae la Revolución Francesa. Dice que Ciudadanos defiende los valores de Libertad, Igualdad y Fraternidad.

Es una mezcla extraña. No termino de comprender cómo encajan la libertad e igualdad en un programa político, cómo se traduce. La libertad, por defecto, da poder para tomar decisiones. Es el principio del individualismo, y las malas decisiones son el principio de la desigualdad. Por eso es importante la educación; por eso el Estado. Para redistribuir.

El problema es la ambigüedad. Apostar por una educación privada es una actitud imperceptible. Apostar por una educación privada es dejar de invertir en una educación pública de calidad. Todavía no tienen una trayectoria de gobierno, por eso solo se puede escuchar lo que dicen. Lo que se traduce en más ambigüedad. Nunca se han posicionado claramente a favor de la educación pública, no se han comprometido, pero el conseller de Educación de la Generalitat Valenciana aprueba un decreto por el plurilingüismo, esto es, más valenciano, y se han echado a las calles. A defender el castellano, que está en peligro de extinción.

También estaba en la manifestación José María Llanos, presidente de Vox en Valencia.